Lino

EL LINO.

El lino (Linum usitatissimum) es una planta herbácea de la familia de las lináceas. Su tallo se utiliza para confeccionar tejidos y con su semilla, llamada linaza,  se  produce aceite y harina.

Nos centraremos  en el lino textil.

El lino utilizado para la confección de tejidos se conoce desde la antigüedad, las momias egipcias aparecieron envueltas en telas de lino.

Es un tejido rígido, no elástico, que se arruga con facilidad. También es antibacteriano (anula la proliferación de bacterias), higroscópico (absorbe la humedad) y no acumula cargas estáticas. Otra de sus propiedades es que es buen aislante (hace que estemos frescos en verano y  calientes en invierno). Por último es un material muy resistente a la tensión mecánica (más fuerte que el algodón).

Su proceso de producción es muy laborioso por lo que es una tela que presenta  un elevado coste.

Su color natural puede ser marfil, crudo o gris. es un material que absorbe muy bien los tintes.

Antes de la llegada del algodón (siglo XVIII) el lino era el tejido por antonomasia, utilizándose tanto para vestir  como para otros usos (ropa de cama, etc). Con la llegada del algodón y otras fibras su uso pasó a estar relegado a ropa de casa (mantelerías, cortinas, sabanas, etc).  Actualmente debido a sus propiedades y al auge de la ropa ecológica se ha vuelto a utilizar  en ropa para vestir (camisas, vestidos, faldas, etc).

Es aconsejable lavarlo a mano en agua fría, con detergentes para ropa delicada y no utilizar lejía.  Una de las razones  es porque debido a su rigidez se arruga mucho. Siendo mejor plancharlo aunque no esté totalmente seco y acabar el proceso de secado en una percha.

Una pieza puede ser 100% lino o mezclarse con otras fibras naturales (por ejemplo algodón) o sintéticas (poliéster y viscosa sobre todo). El lino  procedente de la agricultura ecológica  es una material de menor impacto, ya que no necesita  mucha agua y la cantidad de pesticidas y fertilizantes es mínima.

El lino ha sido una de la fibras naturales más importantes a lo largo  de la historia, de hecho, el vestido más antiguo  es de lino y se encontró en una tumba egipcia hace más de 5.000 años.

Esta entrada fue publicada en Lino y etiquetada .